Kata en Frogtek

Si nos sigues un poquito seguro que te habrás enterado, buscamos candidatos, ingenieros de software. Detrás de un producto como Tiendatek hay muchas personas trabajando, un equipo que fluctúa y se adapta a las nuevas necesidades, algunos se han ido, otros hemos llegado, incluso algunos se van, aprenden y mejoran buscando nuevas aventuras, y vuelven con fuerzas renovadas. Nos sentimos orgullosos del equipo que formamos, y una parte importante para construir el equipo es el proceso de selección.

Si las personas sólo fuéramos recursos, números o conocimientos, la selección de personal sería muy fácil, seguramente sólo se necesitara una prueba que garantizara que en el CV no se ha mentido. Pero afortunadamente para todos, menos para RRHH, supongo, somos mucho más que números y conocimientos. Somos unos cacharros normalmente con brazos y piernas que tienen sentimientos, que tienen aficiones y afinidades. Y es que cinco personas bien avenidas garantizan mejor trabajo y durabilidad que cinco personas malavenidas.

Por eso nos gusta ofrecer a los candidatos que entrevistamos, y vemos que pueden encajar en el puesto, un día de convivencia en la oficina de Frogtek. Es un día especial. Ahora ya he vivido esa experiencia desde los dos bandos, y desde ambos dos se ve muy enriquecedora. Desde uno de los lados se ve con bastantes nervios e inquietud; acabas con la cabeza llena de demasiada información y, en mi caso, vuelves a casa con un buen dolor de cabeza. Desde el otro lado lo esperas con impaciencia, intentas enseñar y hacer que la otra persona se sienta cómoda, y al final siempre aprendes algo nuevo de la persona que ha venido.
Seguir leyendo